Como cambiar la bomba de agua

El cambio de la bomba de agua es un mantenimiento básico de cualquier coche, y que debes hacer para que el sistema de refrigeración funcione correctamente. Para encontrar un taller especializado que te permita hacer el cambio por parte de profesionales te recomiendo: www.autingo.es, porque es la mejor opción para ubicar un taller de confianza en tu ciudad.

Sin embargo, es importante tener en cuenta que, esta es una reparación que podrás hacer incluso por tu cuenta. Por este motivo, te he preparado este post, con la finalidad de que puedas disfrutar siempre de los mayores beneficios y tener éxito en todo el proceso.

Pasos para el cambio de la bomba de agua

Es importante tener en cuenta que, el cambio de la bomba de agua en un taller puede resultar un poco costoso. En todo caso, esta es una reparación que puede llegar a costar hasta 1000 euros dependiendo de la mano de obra que se requiera para reparar tu coche.

Por otra parte, si haces la reparación por tu cuenta, podrás disfrutar siempre de los mayores beneficios. Especialmente porque podrás conseguir una bomba de agua en un desguace por un coste de 60 a 160 euros y para hacer la reparación debes seguir estos pasos:

Quita la bomba de agua

Lo primero que debes tener en cuenta es que el coche debe estar completamente frío y elevado para que puedas evitar accidentes y que puedas drenar bien el líquido refrigerante. Procede al drenaje del líquido refrigerante hasta que el sistema quede vacío.

Es momento de desconectar las mangueras que se conectan a la bomba de agua, y en ese momento podrás quitar los tornillos de fijación para retirar la bomba de tu motor. Asegúrate de que toda la zona quede completamente libre de impurezas antes de continuar.

Coloca la bomba nueva en su lugar

Ahora debes proceder a instalar la bomba de agua nueva, no sin antes verificar que sea del mismo modelo de la que acabas de quitar. Así, evitarás tener problemas con la instalación, y será el momento de colocar los tornillos de fijación, y conectar las mangueras.

Procede a llenar el sistema con líquido refrigerante y púrgalo encendiendo el coche para que se salga todo el aire excesivo. Así, podrás asegurarte de rellenar el líquido que haga falta, y dejar reposar el coche por 4 horas antes de volverlo a utilizar, para evitar que se dañen sus componentes.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*